Hoy en mi clase de mecánica cuántica, continuando con los operadores hermíticos y demostrando que una función de onda se puede representar como una serie de Taylor, se llegó a concluir que una **cosa lleva a la otra **.
Quizás es algo que mucha gente ya sabía, hasta puede sonar estúpido. Pero hoy matemáticamente e intrínsecamente me lo demostraron.
Concluyo: las cosas no pasan por casualidad. Una cosa conlleva a la otra :)
La naturaleza es muy sabia..
Muammar.